LUNES 10.12.2018
Whatsapp: (221) 571.0138
Últimas noticias  
Nacionales | El negocio de las grúas

A pesar de los cuestionamientos que reciben en CABA, Morón privatizaría las grúas de tránsito

IDEALPOLITIK | 27 de febrero de 2018

En Tigre, el intendente Julio Zamora renovó su flota de grúas. En Quilmes, Martiniano Molina decidió utilizar su exiguo presupuesto para incorporar cuatro unidades 0km. En Morón, a contramano del resto, Ramiro Tagliaferro pareciera estar decidido a quitarse el asunto de las manos y dejarlo en las de una empresa privada.

No existe una ley o normativa que lo prohíba, pero la experiencia marca que privatizar el servicio de grúas y estacionamiento medido ha traído más problemas que soluciones. El ejemplo más paradigmático puede ser el de Ciudad de Buenos Aires, en donde las empresas Dakita STO y BRD-SEC poseen concesiones vencidas desde el año 2001, que se han ido prorrogando año tras año sin mayores exigencias por parte de las autoridades estatales.

La cuestión de las pretensiones del Estado no es menor. Cada una de estas empresas araña facturaciones de 50 millones de pesos anuales, y solo pagan a cambio un canon de 55 mil pesos mensuales. Con rentabilidades de este tipo, el tener equipos en perfecto estado pareciera el menor de los requerimientos.

En el caso de CABA, la polémica se instaló cuando se supo que dichas compañías tienen por parámetro el acarreo de entre 10 mil y 11 mil autos por mes. En muchas ocasiones, para alcanzar este número, las grúas salen a la “caza” de vehículos para cumplir con la cuota diaria establecida. Tan violento es el procedimiento, que numerosas asociaciones de vecinos han denunciado que las grúas se llevan los autos aunque estén estacionados en lugares permitidos o durante los fines de semana, cuando se puede estacionar libremente.

En el año 2015, el municipio de Morón decidió despedir al titular del servicio de grúas al descubrir que estaba involucrado con una banda dedicada al robo de cubiertas, baterías, repuestos y elementos de los autos y las motos secuestradas.

En aquel entonces, un vecino del partido presentó antecedentes y solicitó quedarse con el negocio. En el apuro, las autoridades decidieron dejárselo en prestación de servicios, con emisión de facturas, hasta que se resuelva la situación definitivamente.

Con el correr de los meses, no se llamó a nadie más ni se estableció un contrato que reglamente el servicio apropiadamente. Incluso, el palacio municipal le solicitó al proveedor que incorpore dos nuevas unidades, cosa que hizo a un altísimo costo dado que el municipio siempre le abonó las facturas con, al menos, 90 días de atraso.

En este escenario de atrasos e irregularidades, el intendente Ramiro Tagliaferro habría decidido avanzar con la privatización del estacionamiento medido y las grúas para el transporte de vehículos, lo que dejaría al actual proveedor en una situación delicada en sus obligaciones de pago, y con un plantel de grúas excesivo, por pedido del propio municipio.

Teniendo en cuenta el historial de negociados y polémicas que rodea a estos servicios en todos los municipios en los que se ha privatizado, no son pocos los que comienzan a poner la lupa en las próximas decisiones del intendente de Morón. (www.IDEALPOLITIK.com.ar)

 

NOTICIAS RELACIONADAS


¿Qué te parece esta nota?


Comente esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de IDEALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.